Por un consumo responsable

09-03-2018

A la hora de elegir artículos para nuestros hijos buscamos que sean buenos para él, que cuiden su piel y su salud. Pero si además son respetuosos con el Medio Ambiente, la compra es redonda. 

Te damos una serie de recomendaciones que ayudarán a consumir de forma responsable y aplicar en tus hábitos de consumo la regla de las 3R- reduce, reutiliza y recicla-.


  • Las toallitas para bebé son contaminantes y no biodegradables. Además, pueden acabar en el fondo del mar formando parte de las basuras marinas. Deposita los productos higiénicos en la papelera y nunca en el WC.
  • Cada día se tiran millones de pañales desechables que tardan hasta 500 años en descomponerse. Apuesta por los pañales reutilizables, a parte de las ventajas para el medio ambiente, son mejores para la salud del bebé, ya que están fabricados con tejidos muy absorbentes, en vez de los geles químicos que usan los desechables.
  • Aproximadamente un 32% de las prendas de ropa son de algodón. Esta fibra tiene un gran impacto medioambiental por el gran uso de sustancias químicas y cantidades de agua que se necesitan para su elaboración. Apuesta por el algodón orgánico, libre de pesticidas, insecticidas y tintes contaminantes. Además, este tejido es suave, transpirable e hipoalergénico, evitando los posibles problemas de piel que se asocian al algodón tradicional.
  • La piel del bebé es cinco veces más fina y permeable que la de un adulto. Numerosos estudios han alertado de los efectos nocivos de los parabenos (que contienen algunos productos cosméticos). Por eso, cada vez más padres optan por cosmética orgánica.