PASEO

Cochecito con capazo o cuco:

El cochecito es posiblemente uno de los objetos más imprescindibles para los padres y el bebé, durante los primeros meses permitirá a tu hijo ir con la espalda estirada, algo fundamental en esta etapa en la que pasa tanto tiempo dormido. Algunos incluso funcionan como sistema de retención infantil para el coche.

A la hora de elegir, hay que tener en cuenta que sea ligero, fácil de maniobrar, plegar y desplegar, comprobar que cabe en el ascensor o en el maletero del coche y que la tapicería sea desenfundable.

Silla de Paseo:

Es perfecta a partir de los 6 meses, cuando el niños ya va sentado. Si vas a utilizarla antes, debe tener reclinado total para pode tumbar el bebé y que no se dañe la espalda.

Además, cuanto más ligera y fácil de plegar y desplegar mejor. Comprueba que cabe en el maletero del coche y en el ascensor de casa. Algunas sillitas de paseo tienen doble orientación, para llevar al bebe mirando hacia ti cuando va dormido o en el sentido de la marcha si está despierto.

Para los urbanitas, la prioridad es que sea manejable y de tamaño reducido. Si te gustan los paseos por el campo, son más apropiados los modelos todo terreno, con amortiguación y ruedas resistentes a terrenos irregulares.